El nuevo restaurante de bodega que honra la identidad mendocina

La bodega fundada por Agustín Casabal y Matilde Pereda inicia una nueva etapa con la apertura del restaurante Enlace, una propuesta enogastronómica que reafirma su compromiso con el vino, el cuidado de la tierra y sus frutos.

Enlace, el restaurante de Bodega Monte Quieto, abrió su puertas en Agrelo.

Con la misma pasión que los llevó a afincarse en Agrelo, Luján de Cuyo, provincia de Mendoza, para dar vida a Monte Quieto Bodega de Familia, Agustín y Matilde hoy abren las puertas de su hogar, junto a Yanina Silva Chavez y la chef Edith Romero, e invitan a los visitantes a probar sus vinos en maridajes con platos elaborados con sabores de la tierra, pensados cuidadosamente para exacerbar los sentidos. Y a realizar recorridos por los viñedos y la bodega.

En Enlace, cada plato se ajusta al concepto de la cocina estacional e identitaria, acompañado por su huerta y sus productos especiales. La increíble vista a los viñedos y la majestuosa Cordillera de los Andes completan una experiencia gastronómica única.

Como suele suceder con los proyectos de largo aliento que se encaran con compromiso y con pasión, Monte Quieto Bodega de Familia continúa creciendo y anuncia el inicio de esta nueva etapa con la apertura de su restaurante Enlace. Expresando de esta manera el deseo de ir un paso más allá en la búsqueda de conquistar a los amantes del vino y la buena comida y volver a reforzar la apuesta de sus fundadores, Matilde Pereda y Agustín Casabal, por el país, por la provincia de Mendoza y por la riqueza de su tierra.

Monte Quieto fue fundada hace más de 20 años, cuando Agustín y Matilde llegaron a Luján de Cuyo, provincia de Mendoza, y encontraron en Agrelo el lugar ideal para dar vida a su pasión por el vino y para afincar allí su vida familiar. En una casa de fines del siglo XIX y con la plantación de sus primeras vides en 2001 y 2002, hicieron realidad ese sueño que hoy, con el inicio de Enlace, continúa más vivo y vigente que nunca.

De este modo y junto con la restaurateur Yanina Silva Chavez y la chef Edith Romero, sus fundadores abren las puertas de su casa para que los visitantes disfruten de sus hermosos salones y jardines, con la imponente Cordillera de Los Andes como telón de fondo, degustando exquisitos platos acompañados por los grandes vinos de la bodega.

“Iniciamos nuestra vida juntos, compartiendo la vida en el campo y la pasión por los buenos vinos.

En este camino y en este lugar soñado de Agrelo, desde hace algo más de 20 años, fueron naciendo y creciendo los proyectos más importantes de nuestra vida: nuestros hijos, los viñedos, los vinos… y MonteQuieto, nuestra Bodega de Familia”, expresan Matilde Pereda y Agustín Casabal, fundadores de Monte Quieto Bodega de Familia.

Y continúan: “Fue al calor de la cocina de esta casona de fines del siglo XIX, que pasamos las horas más hermosas. Queremos compartirla y, en nuestro devenir, continuar el hilo conductor que nos llevó a Mendoza, el vino, el campo y la familia. Hoy presentamos Enlace, nuestra cocina, nuestro nuevo sendero a nuevos encuentros e historias”.

De la tierra al plato

La bodega abre su restaurante en su casa de la mano de Yanina Silva Chávez junto a la chef Edith Romero y proponen como desafío un viaje culinario hacia el interior de Mendoza.

Enlace tiene su identidad en la “cocina de la tierra”, se distingue por ser una cocina estacional con productos frescos de la propia huerta. Se destacan las opciones de 3 y 6 pasos, con platos pensados para acompañar con los mejores vinos de Monte Quieto.

El impresionante entorno, con jardines arbolados e inolvidables vistas al viñedo y a la majestuosa Cordillera, se conjuga con el rediseño de la casona de 1880, de amplios salones y techos altos, reciclada en su interior para ofrecer un ambiente cálido y acogedor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *