Fuego Blanco Vilma Gran Syrah enaltece una cepa milenaria

Ante la llegada del Día Mundial del Syrah – que se celebra el próximo 16 de febrero-, Bodega Los Toneles, perteneciente a Familia Millán, propone un brindis con su Fuego Blanco Vilma Gran Syrah, proveniente de la región donde mejor se da este varietal en Argentina.

Fuego Blanco Vilma Gran Syrah fue distinguido como vino revelación por la Guía Descorchados.

Esta etiqueta de edición limitada, de una pequeña producción de 3 mil botellas, está elaborada con las mejores uvas del Valle de Pedernal, provincia de San Juan, y obtuvo 95 puntos en la última edición de la prestigiosa Guía Descorchados, donde además se la ubica entre los mejores Syrah del país y es destacada como “Vino Revelación”. Es un Syrah único, redondo y armonioso,

que muestra la singularidad y elegancia del lugar que le da origen: el prolífico y deslumbrante valle sanjuanino al que los expertos señalan como uno de los terroirs emergentes más excepcionales de la Argentina.

Allí, Familia Millán, junto a Fuego Blanco Wines, se destaca con sus vinos de alta gama que deslumbran a la crítica y a los consumidores con sus notas minerales y su gran concentración.

Por ser una de las variedades más populares del mundo y por sus características tan particulares -ligeramente tánico, con gran cuerpo, aromático y con muy buen envejecimiento-, el Syrah tiene bien merecido su lugar en el calendario vitivinícola. El próximo 16 de febrero, Argentina se suma a las celebraciones por el Día Mundial de esta aclamada cepa y desde Bodega Los Toneles, perteneciente a la empresa Familia Millán, proponen un brindis con un ejemplar del codiciado y prolífico Valle de Pedernal, provincia de San Juan, que no para de recoger elogios de la crítica especializada: Fuego Blanco Vilma Gran Syrah 2021.

Este tinto de la línea Fuego Blanco se destaca por su intensidad y elegancia y especialmente por reflejar con gran precisión las características del terroir del cual proviene, ubicado a 1500 msnm.

Cuna de vinos de clase mundial, el Valle de Pedernal suele ser comparado con la Borgoña francesa. Basta tener en cuenta que sólo el 7% del suelo del planeta es calcáreo y está concentrado especialmente en dos zonas: en San Juan, puntualmente en este valle, y en esta ciudad de Francia.

De hecho, por las características de su suelo franco-arenoso y su clima -de gran amplitud térmica y con temperaturas máximas que rondan los 28ºC-, la región da vida a varietales de gran personalidad, de colores intensos y excelente expresión de aromas y sabores.

Allí, Familia Millán marca tendencia con la línea Fuego Blanco, su exclusivo proyecto de terroir que pone de relieve las características y el gran potencial de la región.

Vilma Gran Syrah es, justamente, el último lanzamiento de muy pequeña producción -apenas 3 mil botellas-, llevado a cabo en vasijas de concreto casi en la totalidad de su proceso productivo. Presenta mucha concentración, fruta negra y especias con marcada estructura en boca, mostrando, asimismo, textura y notas minerales aportadas por el suelo del singular y pujante valle sanjuanino.

Con la magia de Valle de Pedernal

Si bien existen dudas sobre el origen del Syrah, se estima que proviene de Medio Oriente, de la zona de Shiraz. En Argentina, está presente en casi todas las provincias vitivinícolas (11.108 hectáreas cultivadas hasta el año 2022, según datos del INV), siendo San Juan la segunda en cantidad y su Valle de Pedernal, cuna de grandes exponentes de la variedad.

Ubicado al sudoeste de la provincia de San Juan, este valle se encuentra protegido por la sierra de Pedernal y en una ubicación privilegiada que lo mantiene alejado de las plagas naturales.

El suelo, con mucha presencia de carbonato cálcico, la gran amplitud térmica y el clima continental frío, aportan el resto para lograr las mejores uvas de esta preciada cepa.

Aquí, el Syrah adquiere características muy particulares que se traslucen en ejemplares bien diferentes a los provenientes de otras regiones.

“Es una zona que se caracteriza por su buen clima, por la altura y la gran presencia de calcáreo en el suelo, estas tres características generan vinos de excelente calidad. Dependiendo de la variedad, aparecen las notas a violetas y nunca faltan las notas de mineralidad. Fuego Blanco es nuestro proyecto exclusivo en el que buscamos mostrar la precisión, perfección y elegancia de la zona, siempre apostando a la máxima expresión del terroir. En el caso del Vilma Gran Syrah hemos logrado un vino concentrado, armonioso y redondo, con una acidez equilibrada, fiel representante del Valle de Pedernal”, afirma la enóloga Maricel Valdez.

Fuego Blanco Vilma Gran Syrah 2021 recibió 95 puntos en la última edición de la prestigiosa Guía Descorchados, en la cual quedó nominado como “Vino revelación” y fue distinguido entre los mejores Syrah del país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *